BIENVENIDOS AL BLOG DE LITERATURA UNIVERSAL DEL IES JOAQUÍN RODRIGO EN MADRID.

"La eternidad es una rara virtud de la literatura". Adolfo Bioy Casares.







4º ESO LIU

domingo, 3 de abril de 2011

BAUDELAIRE



Poeta, novelista y crítico de arte francés, nacido en París en 1821.
Al terminar sus estudios en Paris en 1834, fue enviado a las Antillas por su padrastro, quien quiso alejarlo de la vida bohemia y licenciosa que el joven llevaba. A su regreso a Paris inicia estudios de Derecho en 1840, incursiona en el ambiente literario entablando amistad con prominentes figuras del arte, y empieza a producir textos sobre crítica de arte y poesía.
Considerado como modelo y padre de la poesía moderna, publicó en 1857 su máxima obra, "Las flores del mal", desatando una gran polémica por considerarla como una ofensa contra la moral pública. Luego aparecieron "Pequeños poemas en prosa" y Paraísos artificiales publicados en 1860.
La sífilis que contrajo debido a su vida desordenada, le produjo afasia y una parálisis parcial que lo condujo a la muerte en 1867.





DE "LAS FLORES DEL MAL" un canto a la belleza del mal.

Spleen
Yo soy como ese rey de aquel país lluvioso,
rico, pero impotente, joven, aunque achacoso,
que, despreciando halagos de sus cien concejales,
con sus perros se aburre y demás animales.
Nada puede alegrarle, ni cazar, ni su halcón,
ni su pueblo muriéndose enfrente del balcón.
La grotesca balada del bufón favorito
no distrae la frente de este enfermo maldito;
en cripta se convierte su lecho blasonado,
y las damas, que a cada príncipe hallan de agrado,
no saben ya encontrar qué vestido indiscreto
logrará una sonrisa del joven esqueleto.
el sabio que le acuña el oro no ha podido
extirpar de su ser el humor corrompido,
y en los baños de sangre que hacían los Romanos,
que a menudo recuerdan los viejos soberanos,
reavivar tal cadáver él tampoco ha sabido
pues tiene en vez de sangre verde agua del Olvido.

Versión de Ignacio Caparrós
(Ed. Alhulia. Colección "Crisálida", nº 20. Granada, 2001)


EPÍGRAFE PARA UN LIBRO CONDENADO


Lector apacible y bucólico,
Ingenuo y sobrio hombre de bien,
Tira este libro saturniano,
Melancólico y orgiástico.

Si no cursaste tu retórica
Con Satán, el decano astuto,
¡Tíralo! nada entenderás
O me juzgarás histérico.

Mas si de hechizos a salvo,
Tu mirar tienta el abismo,
Léeme y sabrás amarme;

Alma curiosa que padeces
Y en pos vas de tu paraíso,
¡Compadéceme!... ¡O te maldigo!

DE POEMAS BREVES EN PROSA

Embriáganse
Hay que estar ebrio siempre. Todo reside en eso: ésta es la única cuestión. Para no sentir el horrible peso del Tiempo que nos rompe las espaldas y nos hace inclinar hacia la tierra, hay que embriagarse sin descanso.

Pero, ¿de qué? De vino, de poesía o de virtud, como mejor les parezca. Pero embriáguense.

Y si a veces, sobre las gradas de un palacio, sobre la verde hierba de una zanja, en la soledad huraña de su cuarto, la ebriedad ya atenuada o desaparecida ustedes se despiertan pregunten al viento, a la ola, a la estrella, al pájaro, al reloj, a todo lo que huye, a todo lo que gime, a todo lo que rueda, a todo lo que canta, a todo lo que habla, pregúntenle qué hora es; y el viento, la ola, la estrella, el pájaro, el reloj, contestarán:
“¡Es hora de embriagarse!
Para no ser los esclavos martirizados del Tiempo,
¡embriáguense, embriáguense sin cesar!
De vino, de poesía o de virtud, como mejor les parezca.

ELEGID uno de los poemas de Baudelaire y destacad lo que os parezca relevante, una vez tratados los distintos aspectos de su poesía en clase: el simbolismo, el concepto de spleen, la búsqueda de belleza, el decadentismo, su influencia posterior...
FECHA : HASTA EL 7 DE ABRIL.

5 comentarios:

Marian dijo...

VICHY DICE:
Lo que mas me llama la atencion de estos poemas esque en casi todos recurre a la bebida para sentirse mejor, para no ser esclavos del tiempo que pasa lento y es una carga para nosotros, para desreocuparnos de todos esos problemas etc.
Baudelaire sin duda es uno de los grandes poetas que han existido, se inspiraba en lo más bajo del ser humano, para producir belleza, y nos muestra que el arte puede nacer de los sitios más oscuros.
Un poema que he eonctrado por ahí de Baudelaire que me ha gustado mucho es este ya que es sencillamente excelente, leer sus versos trasmite un dolor increíble, la carga de un peso indescriptible por parte de quien narra. Sus últimos versos son los mejores: "la esperanza, vencida, llora, y la angustia atroz, despótica, en mi craneo abatido planta su bandera negra", simplemente desesperanzador.
 
Cuando el cielo bajo y grávido pesa como una losa
sobre el espíritu gimiente víctima de largos enojos,
y que del horizonte abrazando todo el círculo
nos depara un día negro más triste que las noches;

cuando la tierra está cambiada en un calabozo húmedo,
donde la esperanza, como un murciélago,
se va batiendo los muros con su ala tímida
y golpeándose la cabeza contra los techos podridos;

cuando la lluvia extendiendo sus inmensos regueros
imita los barrotes de una vasta prisión,
y que un pueblo mudo de infames arañas
viene a tender sus hilos en el fondo de nuestros cerebros,

las campanas de súbito saltan con furia
y lanzan hacia el cielo un horrísono aullido
como los espíritus errantes y sin patria
que se ponen a gemir obstinadamente.

Largos coches fúnebres, sin tambores ni música,
desfilan lentamente en mi alma; la esperanza,
vencida, llora, y la angustia atroz, despótica,
en mi cráneo abatido planta su bandera negra

ms salvatore dijo...

El poema que más interesante me ha parecido es "EPÍGRAFE PARA UN LIBRO CONDENADO", porque habla de que un lector acostumbrados a obras que agradan, que cuentan historias de carácter anecdótico, como bien dice el poema: "bucólico"...no será capaz de comprender este poema,sino que por el contrario, lo juzgará desagradable, y quizá algo agobiante...
Por ello para ser capaz de leer cualquier tipo de literatura se debe tener una mentalidad abierta a todo los que los libros nos puedan ofrecer..para poder disfrutar de ellos y no simplemente desecharlos, por diversas causas, porque no es un género que acostumbremos a leer, porque no lo comprendemos, porque no nos gusta lo que dice....

Susana dijo...

El poema que mas ha llamado mi atención es Spleen nos hacer ver un estado de melancolía sin una causa definida o de angustia vital de una persona. He leído algunos poemas más de esta obra de Baudelaire y en todos los poemas de las flores del mal se percibe angustia, seres infelices o incompletos sin determinar exactamente de donde nace esta melancolía o porque. Como el rey del poema de Spleen el cual no se satisface ni alegra con nada, solo siente algo relacionado con la pena y el olvido nada le llama lo suficiente la atención como para permanecer vivo en su alma simplemente existe. Por mucho que tenga o que le halaguen o entretengan nada le vale para animarle. Intenta que recuerde hechos o hazañas pero ya no llega hasta esos recuerdos el olvido le supera.
Los poemas de Baudelaire muestran una faceta oscura y de penuria en la vida, así lo recoge en sus poemas de las flores del mal.

Marian dijo...

PARRICIA XICOLA DIJO:

Baudelaire es una de los grandes poetas malditos, este hombre buscaba la inspiración en los peores ambientes con ello consiguió que sus obras tuvieran un toque oscuro, melancólico y decadente.
El poema que más me ha gustado fue el del Spleen que es una características que empiezan a tener los poemas a partir de este grandioso poeta, Baudelaire en su poema spleen lo que nos cuenta es que está cansado de la vida porque todo le parece rutinario y aburrido y ya no encuentra nada con lo que distraerse, antiguamente La conexión entre spleen (el bazo) y la melancolía viene de la medicina griega y el concepto de los estados anímicos. Los griegos pensaban que el bazo segregaba la bilis negra por todo el cuerpo y esta sustancia se asociaba con la melancolía, esto aunque claramente es mentira quedo representado de cierta manera en la literatura.

alex_72_jandro dijo...

A partir de cierto momento la historia de la literatura no puede dejar a un lado un dolor pesado y extraño, en poesía ese sentimiento aparece aquí, en los poetas malditos. El primero de estos, o quizás el más llamativo, es Baudelaire.
Su vida fue tan oscura como sus poemas, no es que su forma de vivir escribiese su poesía sino al revés.

"Epígrafe para un libro condenado" serviría perfectamente como prólogo para los autores del siglo XIX-XX, como Kafka o Virginia Wolf.
Pero "Embriáganse" me ha parecido más lúcido, más largo.

 
Copyright 2009 LIT. UNIVERSAL. Powered by Blogger
Blogger Templates created by Deluxe Templates
Wordpress by Wpthemescreator